Volver a la pagina anterior

Conectar y olvidar. Deshazte de ataduras y disfruta de la libertad: jugar sin cables. Basta con insertar el nano receptor en un puerto USB para obtener una rápida transmisión de datos de 2,4 GHz sin apenas retrasos ni interferencias.